El dungeon crawling aplicado al ocio electrónico como deudor de los juegos de mesa clásicos ha tenido muchas formas. Una de las fórmulas más extendidas, sobre todo por las limitaciones técnicas de la época, siempre ha sido la exploración pausada de mazmorras por un tablero virtual cuadriculado. Tomb Survivor reinterpreta ese sistema gracias a su representación aérea de la acción unida a combates aleatorios en primera persona y una dificultad propia de un roguelike.

Tomb Survivor refina las mecánicas que Leiting Games ha ido aplicando en su saga Dungeon Survivor, pero cambiando la fantasía épica por ruinas ancestrales de algún recóndito país asiático. Comenzaremos instalándonos en una pequeña aldea que nos servirá de hub donde aprovisionarnos y mejorar nuestro equipo. Rápidamente iremos reclutando a nuevos miembros para la expedición, y cuando estemos preparados nos adentraremos en mazmorras en busca de fama, gloria y una dramática muerte.

La dificultad del juego radica en que, más allá de que los enemigos puedan acabar con nosotros -recuerden, combates semiautomáticos aleatorios más duros de lo habitual-, habrá que vigilar tanto las provisiones como la luz de nuestra antorcha. Tendremos un minimapa para orientarnos y, por suerte, diseminados por los escenarios encontraremos atajos para regresar fácilmente al punto de inicio. Al menos cuando muramos no perderemos todos los objetos encontrados, pero sí que perderemos de forma aleatoria algunos de ellos.

Tomb Survivor es un juego muy original que recuerda en algunos aspectos a RPGs exigentes como la WizardryActualmente está disponible en inglés y se encuentra en una fase previa a la beta abierta. Aún así, los desarrolladores avisan que todavía no está activa la sincronización de nuestros datos en la nube, por lo que recomiendan no desinstalar la aplicación si queremos mantener nuestros progresos en futuras actualizaciones.

Tomb Survivor para Android en Uptodown [APK] | Descargar

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.